05/07/2010

Los videojuegos se asocian a problemas de atención

Por Manuel Marco

El diario El mundo se hace eco de una investigación realizada en Estados Unidos y dirigida por Edward Swing, de la Universidad de Iowa acerca de las consecuencias que se derivan de una exposición excesiva a la televisión y los videojuegos por parte de los menores. Una de estas consecuencias es que los menores que permanecen demasiado tiempo frente a las pantallas (más de cuatro horas diarias) tienen más probabilidades de sufrir problemas vinculados a déficits de atención en sus diversas manifestaciones.

Curiosamente, el estudio surge de una iniciativa que busca combatir la obesidad infantil y que se fijaba en el sedentarismo como uno de los elementos que hay que controlar.

Pese a que la muestra ha sido elevada (más de 1.000 menores han sido investigados), y que se ha trabajado tanto con los menores como con sus padres y también con jóvenes adolescentes, los investigadores quieren matizar que la relación causa-efecto no es absoluta y que hay otros muchos factores que pueden influir en los déficits de atención de los menores. De hecho, muchos menores que pasan más de cuatro horas diarias frente a la pantalla no manifiestan ningún problema de atención.

Lo que sí resulta razonable es hacer caso a la Asociación Americana de Pediatría que recomienda que los menores no estén más de dos horas ante la televisión o la videocónsola, que se alimenten saludablemente y que hagan actividades al aire libre.